Buscar temas
Menú
Buscar temas
La paciente y médico familiar Carla Kakutani recibe en EE.UU. su primera dosis. Fue tendencia en Twitter, Crédito foto: fredhutch.com
Voz de los pacientes

¿Priorizar o no a los pacientes oncológicos con la vacuna?

Hoy parte en Chile la campaña masiva de inmunización contra el Covid-19. CancerLATAM conversó con la presidenta de la Asociación Chilena de Agrupaciones Oncológicas, Piga Fernández, y con voceros de otras naciones para saber cómo viven este capítulo decisivo de la pandemia. Mientras tanto, el llamado es a seguir con el distanciamiento, el lavado de manos y el uso de la mascarilla.

Se trata de un momento histórico. Este miércoles 3 de febrero el país inició la mayor movilización sanitaria de nuestra historia para vacunar, en una primera etapa, a las personas con mayor riesgo de enfermar gravemente o morir por el Covid-19.

   Hay ansiedad, pero la esperanza es el sentimiento que predomina: está en el horizonte la posibilidad de recuperar esas rutinas que, de tan obvias, recién hoy sabemos cuánto significan. Por ejemplo, ver y abrazar a los nietos; reunirse con amigos sin miedo al contagio o llevar a los niños al colegio.

Los pacientes oncológicos viven -al igual que otras personas con enfermedades crónicas- este momento con gran intensidad, ya que han experimentado una doble amenaza y aislamiento. Es natural, entonces, que hagan preguntas.   

una vez vacunada la población de alto riesgo, esperamos que el programa incluya a los pacientes con diagnósticos que los hacen más vulnerables”

Piga Fernández (Asociación Chilena de Agrupaciones Oncológicas)

   Una de las más recurrentes es cómo será priorizado este grupo de la población en el calendario preparado por las autoridades sanitarias. Otra interrogante es si la inoculación tiene algún riesgo mayor, en caso de estar con esta enfermedad activa o en medio de un tratamiento que pueda comprometer el sistema inmunológico, como la quimioterapia o un trasplante de médula.

  “Estamos muy contentos de que ya tenemos disponibles en Chile, tanto las vacunas como un plan de inmunización. Una vez que se haya inoculado a la población de alto riesgo, esperamos que la programación incluya a las personas con diagnósticos que las hacen más vulnerables frente al virus”, explica Piga Fernández, presidenta de la Asociación Chilena de Agrupaciones Oncológicas (ACHAGO) y de GIST Chile. El llamado -dice- es a vacunarse, pero consultar antes al médico tratante.

En nuestro país, las autoridades del Minsal y los miembros del CAVEI -el organismo que asesora a la autoridad sanitaria en las estrategias de vacunación-, estimaron como grupo prioritario al personal de salud y a los adultos mayores.

   Sin ir más lejos, son las personas de más de 90 años quienes hoy inician la llamada Fase 1 de esta carrera contra el virus. Los “pinchazos” irán de mayor a menor edad, hasta llegar a la Fase 2 que apunta al grupo por sobre los 65 y a quienes cursan enfermedades que las ponen en mayor peligro. Durante esta segunda etapa -cuya fecha exacta está sujeta a los avatares propios de una crisis global- será el turno de los hipertensos, inmunodeprimidos, enfermos renales, pulmonares, neurológicos, entre otros. Y también de quienes están en tratamiento activo con quimio, radio u otro tipo de terapia oncológica o en cuidados paliativos. El objetivo es que el conjunto de estas personas prioritarias esté inmunizado durante el primer trimestre del año en curso.

Bret Miller (segundo de izquierda a derecha) dice que las personas diagnosticadas con cáncer esperan ser las próximas en la línea de vacunación .
Crédito foto: malebreastcancercoalition.com

En Estados Unidos la calendarización recomendada por los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades es similar al chileno.

   “Los pacientes oncológicos creen y esperan ser los siguientes en la fila de vacunación, después de los trabajadores de la primera línea”, comenta a CancerLATAM Bret Miller, cofundador de Male Breast Cancer Coalition, EE. UU.

   Bret aún no ha recibido la primera dosis, pero planea hacerlo en cuanto pueda. “No creo que sea peor que tener Covid”, dice en atención a lo recomendado por las voces más autorizadas de su país.

   Por ejemplo, el oncólogo Gary H. Lyman, experto en salud pública y docente de la Universidad de Washington, advierte que quienes enfrentan una terapia o cáncer activos, tienen hasta cinco veces más posibilidades de enfermar gravemente o de fallecer en caso de contraer el virus.

    “Es cierto que los ensayos (de las vacunas) incluyeron muy pocos de estos pacientes (oncológicos), pero después de revisar toda la documentación aparecen como muy seguras”, respondió el doctor Lyman en una entrevista publicada por el Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson, del que también forma parte.

   El doctor Anthony Fauci recomendó específicamente vacunar a los pacientes con trasplante de médula ósea: “Si está inmunodeprimido, la historia nos dice que no tendrá una respuesta protectora tan grande. Pero alguna es mejor que ninguna”, declaró el director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID) de Estados Unidos, durante el último congreso de Hematología realizado en su país.

en Australia no se da prioridad a los pacientes oncológicos. Creo que ocurre lo mismo en Estados Unidos”

Rod Ritchie (NBCC Project LEAD)

   Sabemos que ningún cáncer es igual a otro. Y en el caso del Coronavirus esta regla también aplica. No sólo cuenta si estamos ante un tumor activo o no. Hay cánceres que resultan particularmente complejos -además de los hematológicos- como los de pulmón y de cabeza y cuello.

   “Los pacientes con algún tipo de tumor de mayor riesgo tienen prioridad. Como llevo diez años libre de la enfermedad, mi oncólogo no me ubica en el grupo preferente, por lo que seguro estaré junto a la población general. De hecho, pasaría mi vacuna a alguien que esté en una situación más compleja que la mía… y esperaría”, reflexiona Bret.

   La situación en otros países es distinta.

   Rod Ritchie vive en Queensland, Australia, pero apenas Carla Kakutani subió a Twitter su foto tras recibir la primera dosis en California (EE. UU), Rod no dudó en publicar a Carla en sus propias redes sociales.

   Kakutani es médico familiar y está en tratamiento activo contra un cáncer de mama metastásico. Como parte de la red NBCC Proyect Lead, Ritchie sigue atento los movimientos de los pacientes oncológicos del mundo entero y Carla no es la excepción.

   “En Australia, tenemos tan pocos casos de Covid que la implementación de una campaña de inmunización comenzará recién en marzo. Los prioritarios serán los trabajadores sanitarios de la primera línea, luego los ancianos”, cuenta.

     El australiano es de quienes creen que el tema de las vacunas está en plena evolución, por lo que no hay una sola respuesta.

   “Como los ensayos fueron realizados principalmente en personas sanas, antes de recibir la vacuna, me gustaría ver cómo responden los pacientes oncológicos (…) Me preocupa que mi sistema inmunológico pueda verse comprometido ya que he enfrentado un cáncer de mama y también de próstata”, explica Rod.

       Sin embargo, el doctor Lyman -quien ayudó a lanzar el programa Covid-19 and Cancer Consortium- apuesta a que las vacunas son mucho más seguras que el riesgo de infección para quienes están con tratamientos activos.

   La pandemia por Coronavirus logró que los países y sus habitantes aguzaran sus miradas para saber qué ocurre en el resto del mundo. El interés es aún mayor entre quienes viven con algún tipo de patología que los vuelve más vulnerables.

  Y aunque Ritchie era el entrevistado, no pudo con su curiosidad y envió de vuelta una respuesta a CancerLATAM:  ¿“Y qué vacuna están usando en Chile?”

Déjanos tu comentario (No hay comentarios)

*Campos obligatorios